Fotos: Génesis Herrera / Texto: VEC

El módulo 2A del auditorio de la Universidad Simón Bolívar fue escenario del segundo aniversario de Viva el Cacao, portal que celebró su segundo año al aire a través del foro “Cacao del futuro, este es nuestro momento”.

El evento reunió a representantes de los sectores más importantes del cacao y chocolate venezolano, personalidades que con su presencia dieron indiscutible valor al encuentro.

Sin duda, lo más importante fue la masiva asistencia de quienes confiaron en que el foro cubriría sus expectativas y dedicaron todo un día a permanecer en el campus y aprender sobre temas tan importantes como Cadmio, Denominación de Origen, CCN51, Categorización de cacaos, entre otros. A ellos, al igual que a los foristas, extendemos nuestro más profundo agradecimiento.

El foro comenzó con la salutación oficial de la profesora Rosa Spinosa, líder del proyecto Cacao USB (representando a las autoridades académicas de la institución) y de Liliana Elías, editora de Vivaelcacao.com, quienes dieron la bienvenida a los participantes.

Inmediatamente comenzó el ciclo de ponencias según lo programado: Spinosa reveló puntos importantes sobre la Agenda 2030 de la Organización de Naciones Unidas, en la cual reafirma la importancia de 17 puntos claves para el progreso de los países, destacando la erradicación de la pobreza como el punto de inicio de todas las prioridades.

Posteriormente, el ingeniero Francisco Betancourt, jefe de la Unidad Agrícola de Chocolates El Rey, expuso sobre la importancia de categorizar los cacaos venezolanos valorando sus zonas de origen. En sus planteamientos resaltó de manera brillante los cambios que sufre el grano al salir de su zona natural de crecimiento para trasladarlo a un ambiente distinto, en el que sus propiedades organolépticas sufren un impacto que rompe el equilibrio establecido en la fórmula que rige su desarrollo:

F: G + A+ M (Fenotipo: Genética más Ambiente más manejo post cosecha)

Seguidamente, la ingeniero agrónomo Leobxis Aular, de Consultagro.com, resaltó los valores de la Agroindustria en la vida humana enfocada en cacao. Allí destacó la misión de este portal al transmitir lo que reza su lema: “el campo es la solución”, haciendo una importante mención de lo que el cacao podría significar para el venezolano si se siguen los protocolos agrarios adecuados.

Cadmio, enemigo silencioso del cacao

Uno de los temas más esperados del día fue el referente al elemento pesado que amenaza la exportación de cacao a Europa a partir del 1 de enero de 2019: el cadmio.

Este tema fue abordado por la químico-farmaceuta Osmary Medina, profesora de la UCV quien actualmente realiza investigaciones y propuestas junto a un equipo multidisciplinario para su control en suelo y agua. Enfatizó en las consecuencias de este y de otros metales pesados como el mercurio, arsénico y plomo. Dio a conocer los avances obtenidos a través de Unisea, fundación que representa y para la cual el cadmio es tema principal. Insistió en la necesidad de inversión económica para erradicar este problema.

Su intervención generó interrogantes, reflexiones y opiniones en expertos como Elba Sangronis, analista sensorial quien reafirmó la importancia de organizarnos para apoyar al productor preocupado hoy por su cacao ante la incertidumbre ante lo que podría suceder con su cosecha a partir del año entrante.

El economista Julio Hernández dio a la jornada un matiz sumamente interesante al referirse a las Denominaciones de Origen e Identificaciones Geográficas tanto en el caso Venezuela como en otros países como Francia y Perú. Resaltó los beneficios que a nivel económico, social y mundial nos otorgaría tomarnos en serio este tema y profundizarlo.

Tras el almuerzo continuó el ciclo de ponencias con Liliana Elías, quien hizo una reflexión sobre los dos años de Viva el Cacao, camino que ha transitado junto a Fernando Ayala, director comercial del portal. Sus conclusiones apuntaron a la importancia de la educación y preparación del productor y de todos los que intervienen en el rubro. Organización, gerencia y empoderamiento, junto a constancia y academia garantizarán el éxito en la cadena productiva.

CCN51 en la palestra

La polémica en torno al cacao de la Colección Castro Naranjo, conocido como CCN51 fue otra de las ponencias más esperadas. Para hablar del tema Viva el Cacao y la Facultad de Agronomía de la UCV núcleo Maracay, contactaron al invitado especial, el investigador y profesor de la Universidad Técnica Luis Vargas Torres de la ciudad de Esmeralda, en Ecuador, quien ofreció una intervención magistral sobre este clon señalando sus verdades y mitos.

Aunque por un lado el CCN51 representó el milagro para muchos productores y padres de familia en Ecuador y ahora en naciones como Colombia y Perú, también fue el responsable de que la ICCO penalizara a ese país quitándole el 25% de su producción de cacao fino de aroma al darse cuenta de la incorrecta comercialización que se hacía con él al hacerlo pasar como  cacao nacional ecuatoriano (de alta calidad). “Que los venezolanos no permitan que les pase lo mismo con su grano, mezclarlo seria un error”, advirtió.

Agregó que irremediablemente el CCN51 ya entró a Venezuela por las zonas de Sur del Lago y que deberían establecerse protocolos adecuados para impedirle a los exportadores imitar a los ecuatorianos promoviendo mezclas genéticas que terminen desvirtuando nuestro mercado.

Por su parte, el científico Enrique Egaña Wallis, autodenominado “agronerd”, le dio a la jornada un toque interesante, divertido y maravilloso con su ponencia “Inteligencia artificial aplicada al cacao”, en la que demostró cómo a través del uso adecuado de superalimentos, contando con la tecnología necesaria y en colaboración con expertos en la materia podríamos transformar nuestra industria alimenticia en un aporte notable para los sectores más desprotegidos de la sociedad.

Le siguió el experto en tecnología de alimentos y productor Carlos Chacón, de Cacao mi refugio, quien a través de un completo plan de acción propuso crear nuevas áreas de siembra en las que el productor sea el principal motor y beneficiado, con planes sociales y comerciales que lo impulsen a hacer de esta industria una fuente de progreso indetenible.

 

¡Llegaron los chocolateros!

Los maestros del sabor más rico del mundo inyectaron la tarde de alegría! Chamos Chocolatier, Joan García y la querida Emma Torrealba, quien además es creadora del programa radial Los ángeles del cacao, cerraron con broche de oro.

Cada uno hizo una breve exposición acerca de lo que implica el movimiento Bean to Bar dándole a los invitados una degustación de productos que develaron el aspecto artesanal y comercial del chocolate.

La experiencia y el saber de Joan García en el área pastelera quedó demostrada con su exquisito turrón blanco aromatizado con naranja, intervenido con maní y chocolate oscuro 70%, ingredientes que recrean nuestros sabores navideños.

Los Chamos también se lucieron con su tableta 75% con granos de Guarataro, estado Bolívar y con su característico buen humor.

La energía del cacao…

Esa fue la expresión que más sonó entre los asistentes: “estamos felices por la energía que transmite el cacao, el chocolate venezolano”.

Además de nuestros maravillosos ponentes, destacó la presencia de personalidades como José Vicente Franceschi, “el tio Vicente”. Marlene Berríos, de Cavencal, amigos de la Fundación Proyecto Paria, Elba Sangronis, Ignacio Buscema, Otto Marx, de Suruca Chocolates, el profesor Wilmer Tezara, Leudys González de Fundtierra, la licenciada Adriana Alvarez, del departamento de Comunicaciones de Chocolates El Rey, entre otros.

Con “Cacao del futuro”, Venezuela demostró una vez más que hay ganas, razones y elementos para hacer las cosas bien. Desde Viva el Cacao los invitamos a quedarse con nosotros para seguir abriendo camino a través del compromiso, el trabajo, la educación y la constancia.

1 Comentario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here