Innovador diseño arquitectónico para el procesamiento del cacao

In ACADEMIA, NOTICIAS, TALENTO HUMANO by Juan Pablo Crespo0 Comments

Juan Pablo Crespo / @juanpamark

El sector cacao venezolano necesita modernizarse y qué mejor manera de hacerlo que con proyectos amables con la naturaleza, autosustentables e innovadores, como el que recientemente presentó la joven arquitecto Vanessa Marín, de 22 años, quien elaboró un trabajo de grado sobre el Diseño Arquitectónico para una industria del Procesamiento de Café y Cacao.

El proyecto fue expuesto por Marín el 14 de septiembre y obtuvo 20 puntos por parte del jurado calificador, con mención de honor y publicación, en el Politécnico Santiago Mariño, extensión Maturín, del estado Monagas.

 

Más de 7.000 metros cuadrados al servicio del cacao y el café.

Una cuestión de raíces

Y es que el amor que siente Marín por la arquitectura es tan grande como el que siente por la agricultura, actividad que la acompaña desde su nacimiento. Primero, su madre ligada a plantaciones de café y, luego, su padre, Javier Marín, se sumergió en el cultivo de cacao, en la hacienda Las Lagunas, en el municipio Montes del estado Sucre. “El trabajo de grado que elaboré tiene un valor sentimental porque el campo siempre me ha acompañado a lo largo de mi vida. Así que poder unir mis raíces con mi carrera universitaria ha sido un sueño hecho realidad”.

El título completo de la tesis de grado en cuestión es “Diseño Arquitectónico para una Industria de Procesamiento de Café y Cacao, con fines de cubrir la demanda de producción, en el municipio Montes del estado Sucre”. Se trata de un proyecto que refleja parte de ese talento joven venezolano que puede ser aprovechado para el desarrollo del país, específicamente de dos sectores clave para la agricultura nacional.

 

Una industria de vanguardia que contiene una escuela de chocolatería.

Cosecha sin un espacio adecuado

La propuesta de 7.480 metros cuadrados está diseñada para beneficiar a 850 productores de la zona: 550 de café y 300 de cacao. “En mi trabajo de investigación noté que parte de la cosecha de café y cacao no encontraba un espacio adecuado para su procesamiento”, justificó Marín, quien recordó que además Sucre es el segundo estado del país productor de cacao, según cifras de la Cámara Venezolana del Cacao.

 

“Diseñé un proyecto mixto, con zonas públicas y privadas, que permiten tener una estructura autosustentable”.

El diseño propuesto por la arquitecta incluye tres áreas: una de recepción de la materia prima, otra para su procesamiento y una tercera para la entrega del producto. ¿Qué productos?: derivados de la semilla como manteca o polvo de cacao, en el caso del fruto mundialmente famoso para la elaboración de chocolate.

 

El proyecto incluye áreas externas de vanguardia.

En la industria propuesta por Marín, la mazorca de cacao llega y pasa por un laboratorio de control de calidad, luego en otra estación se extraen las semillas para posteriormente entrar a las fases de fermentación, secado y descascarillado. Se cumple el ciclo completo hasta la producción de los subproductos.

La capacidad de producción de la edificación diseñada por la profesional de la arquitectura es de 2.190 toneladas al año de cacao, contra 1.700 toneladas año de café.

Marín agregó a las áreas tradicionales del procesamiento de café o cacao otras que le otorgan un valor agregado importante. Así por ejemplo, se incluye un área educativa o escuela de chocolate y pastelería con aulas y un taller, otra área para la exposición de arte y un área comercial. “Diseñé un proyecto mixto, con zonas públicas y privadas, que permiten tener una estructura autosustentable. Tenemos que tomar en cuenta que las maquinarias del café y del cacao requieren mantenimiento, por lo que la zona comercial servirá para generar recursos económicos”, explicó Marín.

 

Naturaleza integrada a la industria,

Pero uno de los mayores aportes del proyecto quizás esté en el lado estético, pues el diseño rompe con los prototipos tradicionales de las procesadoras e industrias en general. Lo propuesto por Marín estremece los sentidos, empezando por la vista. “Quise alejarme de lo cuadrado o del común galpón que solemos ver. Me concentré en un proyecto orgánico, con curvas, que incluya la naturaleza y además fuese funcional. El diseño plantea una nueva tipología para lo que es la arquitectura industrial”.

El Diseño Arquitectónico para una Industria de Procesamiento de Café y Cacao de Venessa Marín es un proyecto que de materializarse puede contribuir al desarrollo de ambos sectores. La Reunión Multisectorial sobre la evolución del mercado del cacao que se llevó a cabo en julio pasado, en Bruselas, había recomendado al mundo la necesidad de modernizar los sistemas de producción agrícola en materia de cacao.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone

Leave a Comment